Cubito de Oslo

Ester dando vueltas por Noruega

13 décembre 2009

una eternidad

sorester

Posté par estermilano à 18:58 - Commentaires [1] - Permalien [#]

Commentaires

    Carta a la Hermana Ester de la Cruz y del santísimo Pudor

    Si lo que me pides es una opinión sensata, como debe serlo la de una madre superiora, te comento:

    Sin duda es admirable tu tesón, querida hermana en Cristo, pero también debo decirte que es reprobable lo poco que ha durado tu "eternidad": ¡Qué rápido palidece el rubor de tu pudor! Ay, ay, ay..., sor, sor, sor.

    De todos modos eres valiente, que muy valiente, afrontando así tanta tentación... (No sé cuál, pero da igual.)

    Veo que a la vuelta tendrás que contarnos muchas cosas de esas tierras tan, tan..., en fin, digamos que tan alborotadas.

    Besitos de tu abadesa y de todas las hermanitas de la congregación que esperan con impaciencia tu regreso a casa.

    Posté par Tu abadesa, 13 décembre 2009 à 22:28

Poster un commentaire